2020 · 01 · 22

Argentina: Alberto Fernández va a Israel en su primer viaje como presidente argentino

ristina Fernández de Kirchner queda a cargo de la jefatura de Estado. Está previsto que mantenga un perfil bajo

El presidente argentino, Alberto Fernández. TÉLAM

El presidente argentino, Alberto Fernández, partió este martes hacia Israel para participar, junto a otros cuarenta líderes internacionales, en la conmemoración del 75 aniversario de la liberación del campo de exterminio de Auschwitz. Con su viaje a Oriente Medio, el mandatario rompe con la tradición de sus predecesores desde el regreso de Argentina a la democracia, en 1983: la mayoría eligió un país americano para su debut en el exterior, a excepción de Raúl Alfonsín y de Fernando de la Rúa, que empezaron por Europa.

La visita a Israel es leída como un gesto hacia Estados Unidos, un aliado clave para la renegociación de la deuda de casi 50.000 millones de dólares que Argentina debe afrontar con el Fondo Monetario Internacional. Lo fue también la decisión de Argentina de prorrogar "el congelamiento de activos de la organización terrorista Hezbolá, sus líderes y entidades específicas del ala militar que integran la misma".

Fernández, que ha comenzado su gestión como equilibrista, busca limitar el malestar de la Administración de Donald Trump ante medidas previas, como dar refugio en Buenos Aires al expresidente boliviano Evo Morales y retirar las credenciales a la representante del venezolano Juan Guaidó en la capital argentino.

Fernández pretende también despejar sospechas de hostilidad hacia el país anfitrión, a pocos días del quinto aniversario de la muerte del fiscal Alberto Nisman, responsable de investigar el atentado contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), que causó la muerte de 85 personas en 1994 y sigue impune más de un cuarto de siglo después. La actual vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, fue denunciada por Nisman en 2015 —y hoy está procesada— por el presunto encubrimiento de los iraníes acusados de estar detrás del ataque terrorista a cambio de un acuerdo comercial con Teherán.

Israel no envió a ningún representante a la asunción de Fernández el pasado 10 de diciembre, aunque Argentina tiene la sexta comunidad judía más grande del mundo y la primera de la región. El jueves, en cambio, tiene una reunión bilateral confirmada con su homólogo israelí, Reuven Rivlin, y con el primer ministro de ese país, Benjamín Netanyahu, según confirmó el Ministerio de Exteriores del país anfitrión a la Agencia Judía de Noticias.

El canciller argentino, Felipe Solá, intenta cerrar también contrarreloj encuentros con otros de los líderes mundiales que participarán en el Foro Internacional del Holocausto 2020, como el francés Emmanuel Macron o el ruso Vladimir Putin.

En Argentina, la partida del presidente ha despertado menos interés que el traspaso temporal del poder a su segunda, Cristina Fernández de Kirchner. Cuatro años y un mes después de dejar la jefatura de Estado, Fernández de Kirchner vuelve a estar a cargo del Poder Ejecutivo mientras dure el viaje de Fernández, aunque está previsto que mantenga un perfil bajo y no vaya a la Casa Rosada, la sede del Gobierno.

Los sentimientos polarizados de amor y odio que aún hoy despierta la política más influyente de Argentina se hicieron evidentes en Twitter, donde sus partidarios celebraron el regreso bajo el hashtag #CristinaPresidenta y sus detractores la criticaron con fiereza y recordaron sus juicios pendientes por presunta corrupción con la etiqueta #AsumiolaKChorra.

Fuente: Mar Centenera, Diario El País - España