2019 · 05 · 02 • María Landi en Facebook

Rabinos en escuela de colonia sionista elogian a Hitler, el racismo y la esclavitud

En una preparatoria militar y escuela religiosa judía ubicada en una colonia ilegal en Cisjordania ocupada (Eli, en la región de Nablus, conocida por sus ataques violentos a las comunidades palestinas cercanas), rabinos extremistas elogian a Hitler y la esclavitud, y dicen que su lógica era impecable (hay una raza superior que está destinada a someter a las inferiores a la esclavitud), solo que se equivocó respecto a cuál es el grupo superior o elegido.

Más preocupante que sus ideas, dice Jonathan Ofir, es que estos tipos pertenecen a partidos que van a compartir el poder en el próxmo gobierno israelí, y en particular tendrán a su cargo el Ministerio de Educación. Imaginen los adolescentes que salen de estas escuelas y van con un arma en la mano a cumplir tres años de servicio militar en los territorios palestinos ocupados.

"Sí, somos racistas. Creemos en el racismo. Hay razas en el mundo y las personas tienen rasgos genéticos que requieren que nosotros los ayudemos. Los judíos somos la raza más exitosa".

"Empecemos por definir si Hitler estaba en lo correcto o no. Él era la persona más correcta que hubo, estaba en lo correcto en cada palabra que dijo, sólo se equivocó de lado".

"El verdadero holocausto no fue el asesinato de judíos, no es eso. Todas estas excusas, que fue idiológico y sistémico, no tienen sentido. El humanismo, la cultura secular de 'creemos en el ser humano', ese es el Holocausto."

"Los gentiles quieren ser nuestros esclavos. Ser un esclavo de un judío es lo mejor. Están felices de ser esclavos, quieren ser esclavos. En vez de sólo caminar por las calles y ser estúpidos y violentos, de dañarse entre ellos, una vez que se convierten en esclavos, su vida empieza a tomar forma".

“El Supremo ha gritado durante años que la diáspora estaba condenada. Pero las personas no le pusieron atención. Esa era la enfermedad que tenía que ser sanada con el Holocausto.”

Fuentes:

María Landi en Facebook