2018 · 12 · 09

El BDS da resultados: Banda tributo a Pink Floyd cancela conciertos en Israel

El Boicot es la obvia y natural respuesta a las violaciones a los Derechos Humanos y el Apartheid que Israel comete. Aquellos que atacan el BDS debieran preocuparse primero por las atrocidades israelíes denunciadas por todos los organismos humanitarios de todo el mundo, sin excepción, incluyendo las organizaciones israelíes y judías de Derechos Humanos

Jerusalén ocupada:  La banda UK Pink Floyd Experience, de tributo a Pink Floyd, canceló hoy tres conciertos previstos para el mes que viene en Israel después de que Roger Waters, miembro fundador del grupo original y su líder, les pidiera que los anularan, según informaron medios israelíes como el diario "Haaretz".

La banda británica anunció la suspensión de los recitales en su página de Facebook, que fue desactivada durante el día​​​.

En una carta difundida por las redes sociales, Waters dijo: "Estoy horrorizado al ver que tenéis planes de actuar en Tel Aviv, Haifa y Beer Sheva el 4, 5 y 6 de enero. Por favor, no lo hagáis".

"Cantar mis canciones ante un público segregado en Israel y contribuir al blanqueo cultural del gobierno racista y de apartheid de ese país sería un acto de mezquindad y falta de respeto inadmisibles", subrayó Waters en la carta.

"¿Habéis escuchado el trabajo que tocáis para vivir? La gente a la que queréis divertir está ejecutando a los hijos de sus vecinos, disparándoles a sangre fría cada día. En nombre de todo lo humano, por favor, escuchad mi llamada y cancelad hoy (los conciertos)", pidió el líder de Pink Floyd.

Waters es un abanderado del movimiento Boicot, Desinversiones y Sanciones (BDS) que promueve el boicot cultural, económico y deportivo de Israel mientras siga ocupando los territorios palestinos.

Luego que la banda cancelara sus presentaciones, Waters agradeció el gesto y aseguró que la banda considera que “la situación en Israel y Palestina es intolerable”.

El compositor llamó a otras bandas tributo a Pink Floyd a que se abstengan de tocar en Israel y se unan al movimiento Boicot, Desinversiones y Sanciones.

Este movimiento, surgido de la sociedad civil palestina y que tiene apoyo en diferentes países, ha llamado a cancelar actuaciones a numerosos artistas en los últimos años. Una pequeña parte han respondido a su llamada.

Fuente: Agencias y La Jornada de México