2018 · 07 · 20 • Fuente: Sputnik - Mundo

'Momento crucial para el sionismo': ¿qué secuelas tendrá la ley del Estado-Nación Judío para Israel?

El Parlamento israelí —el Knéset— aprobó el pasado 19 de julio una ley que define a este país como un "Estado para la nación judía" y denomina a la ciudad de Jerusalén su capital "entera y unida". Sputnik habló con varios expertos para conocer su opinión en cuanto a qué secuelas puede llevar tal paso para los árabes y para el Estado hebreo.

La nueva ley representa un mayor peligro para el territorio controlado por Israel al día de hoy, ya que no solo se extiende a las fronteras del país hebreo del año 1948 —cuando obtuvo su independencia—, sino también a las tierras conquistadas por él durante la guerra de los Seis Días, en 1967, explicó a Sputnik el miembro del Parlamento israelí del partido Lista Árabe Unida, Masud Ghnaim.

"La ley proclama que los hebreos tienen los derechos exclusivos para estas tierras. Que ni los árabes, ni los palestinos, ni ningún otro los tienen. De ahí en adelante, toda esta gente se convierte en minorías étnicas", dijo el entrevistado.

Desde su punto de vista, la legislación debe ser percibida de la siguiente manera: "los palestinos no tienen derechos para la tierra. Pueden vivir con los judíos, pero sus derechos están limitados".

Además, señaló que el documento en ninguna parte menciona palabras como 'democrático' o 'igualdad de derechos', pero sí repite muchas veces la palabra 'judío'.

Dicha ley constitucional sentará bases para el ámbito jurídico del país ya que todas las demás leyes en el Estado se basan en su Carta Magna.

"Estamos contemplando un paso culminante con el que [el primer ministro] Netanyahu convierte a Israel en un Estado nacional de los judíos. No están expulsando a los palestinos del país, más bien los privan de sus derechos", destacó el diputado.

La votación terminó con 62 parlamentarios que apoyaron a la moción y 55 que se mostraron en contra, mientras que dos se abstuvieron. Según Ghnaim, no solo los diputados árabes votaron en contra.

Una parte de la oposición se opuso al proyecto por sus propias razones. Por ejemplo, porque la ley no es democrática, expuso el político y agregó que su partido vota contra todas las leyes que pretenden transformar a Israel en un Estado nacional judío.

"Esto agravará las tensiones dentro del país, puede que surjan disturbios. […] Con esta ley, cualquier investigación no acabará a favor de una persona que no sea judía", aseveró Ghnaim.

Al aprobar dicha ley, Tel Aviv recurre a la política del 'apartheid', manifestó en un comentario a Sputnik otro miembro de Lista Árabe Unida, Aiman Uda.

"Desde hace mucho tiempo los judíos en Israel han estado demostrando a los palestinos quién es el verdadero dueño allí. Los israelíes siempre han subrayado que son los dueños de Israel y ahora disponen de una justificación oficial", pronunció el parlamentario.

A su entender, la ley —cuyo proyecto existe desde 2011— llegó a ser aprobado ahora porque los liberales están perdiendo sus posiciones en el mundo entero, por la posición del presidente de EEUU, Donald Trump, y por el equilibrio político en Israel que hoy en día no favorece a la protección de los derechos de los palestinos.

"Esto resultará en el alza de tensiones entre los palestinos y los israelíes. Pero debemos mantener paciencia y unidad. Debemos realizar una política sabia y equilibrada para ayudar a los árabes en Israel en este tiempo tan difícil. Es importante elaborar una política para el futuro", señaló.

Además, puso de relieve que los palestinos no deben esperar que los países u organizaciones extranjeras les ayuden.

"Somos el pueblo palestino y debemos contar solo con nosotros mismos, unos con otros", proclamó.

De acuerdo con la nueva ley, el idioma oficial pasará a ser uno especial. El proyecto de ley, respaldado por el Gobierno de derecha del país, dice que "Israel es la patria histórica del pueblo judío y tiene el derecho exclusivo a la autodeterminación nacional en el país".

El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, eludió los resultados de la votación y calificó al hecho como el "momento crucial en la historia del sionismo y en el Estado de Israel".

Fuente: Sputnik - Mundo