2017 · 10 · 20 • Fuente: Agencia Europa Press

Netanyahu dice que el valle del Jordán 'siempre será parte de Israel' y promete no retirar los asentamientos

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha afirmado este jueves que las autoridades no retirarán los asentamientos construidos en el valle del Jordán, recalcando que esta zona "siempre será parte de Israel".

"Continuaremos con los asentamientos, invirtiendo en infraestructura y turismo", ha dicho, argumentando que el valle "es un cinturón defensivo estratégico para el país".

"Oriente Próximo es inestable y violento", ha señalado, agregando que sin la presencia israelí en el valle del Jordán "la oleada fundamentalismo podría llegar al interior".

Así, Netanyahu ha apuntado que "la línea defensiva oriental empieza en esta lugar". "Si no fuera por eso, Teherán y Hamastán --en referencia a territorios controlados por el grupo islamista Hamás-- estarían aquí. No dejaremos que eso pase", ha recalcado.

El primer ministro ha reiterado que los asentamientos en esta zona "son de la mayor importancia a nivel de seguridad para Israel", según ha informado el diario local 'Haaretz'.

En este sentido, ha sostenido que "la zona debería ser una palanca para la cooperación internacional" y "un área de paz, crecimiento y prosperidad para todos los pueblos de la región".

Netanyahu se ha pronunciado además sobre el acuerdo de paz con Jordania, firmado en 1994. "A ambos lados del (río) Jordán hay verde. Nos instalamos y cultivamos. Ellos construyen y cultivan. Este es precisamente el lugar en el que podemos expandir la cooperación regional", ha zanjado.

Cisjordania --incluida Jerusalén Este--, la Franja de Gaza y los Altos del Golán fueron ocupados militarmente por Israel en la guerra de 1967, por lo que la construcción de asentamientos y la colonización de estos territorios supone un crimen de guerra desde el punto de vista del Derecho Internacional.

En Cisjordania viven unos 531.000 colonos judíos, según datos de 2012, parte en colonias consideradas legales por Israel y parte en asentamientos considerados ilegales incluso por el Gobierno israelí. Las cifras actuales podrían ser superiores.

Fuente: Agencia Europa Press