2017 · 10 · 05 • Fuente: Agencia Europa Press

Erekat dice que 'Israel y EEUU deben reconocer el Estado de Palestina en las fronteras de 1967'

El secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat, ha afirmado este miércoles que "Israel y Estados Unidos deben reconocer el Estado palestino en las fronteras de 1967", una vez puesta en marcha la reconciliación política en Palestina.

En su comunicado, ha recordado que el Consejo Nacional Palestino ha reconocido al Estado de Israel, resaltando que "se trata de una muestra del compromiso para lograr una paz verdadera y duradera con Israel".

Erekat ha afirmado que la misma "debe estar basada en el fin de su beligerante ocupación militar para el establecimiento de un Estado (palestino) independiente, contiguo y soberano sobre las fronteras reconocidas internacionalmente en 1967 y con Jerusalén Este como capital".

"Palestina sigue cumpliendo todas sus obligaciones bajo los acuerdos firmados con Israel pese a su negativa constante a reconocer los derechos palestinos, principalmente el de autodeterminación, y el derecho de Palestina a existir", ha dicho.

En este sentido, ha lamentado que Israel "está comprometido con consolidar su empresa de asentamientos construyendo más y trasladando a su población a los territorios palestinos ocupados".

"Algunos en Israel y Estados Unidos han pedido a Hamás que reconozca Israel. En lugar de ello, Israel y Estados Unidos deben reconocer el Estado de Palestina en las fronteras de 1967 y con Jerusalén Este como capital", ha recalcado.

Erekat ha argumentado que "esta es la forma de lograr un acuerdo definitivo con el Estado de Israel para vivir junto al Estado de Palestina en paz y seguridad", según ha informado la agencia palestina de noticias WAFA.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, criticó el martes la iniciativa de reconciliación lanzada por las dos principales facciones palestinas, en la medida en que considera que el acercamiento de Al Fatá a Hamás es "a costa de la existencia" de Israel.

Netanyahu lanzó un mensaje "muy simple" a "quien quiera reconciliarse". "Reconoced el Estado de Israel, desmantelad el brazo armado de Hamás, cortar lazos con Irán, que pide nuestra destrucción", enumeró.

El discurso de Netanyahu coincidió con la reunión de los ministros de la Autoridad Palestina en la Franja de Gaza, por primera vez en tres años. La visita forma parte de un nuevo acercamiento entre Hamás y Al Fatá que permitiría avanzar en la creación de un gobierno de unidad y en la celebración de nuevas elecciones.

Nuevo encuentro en El Cairo

Delegaciones de Al Fatá y Hamás se reunirán el 10 de octubre en la capital de Egipto, El Cairo, para avanzar en la aplicación del acuerdo de reconciliación firmado en 2011.

Fayiz Abu Aita, miembro del comité revolucionario de Al Fatá, ha indicado que hay "obstáculos" que podrían impedir nuevos avances, si bien ha destacado que "todos son solucionables y se pueden abordar con paciencia y sabiduría".

En este sentido, ha recalcado que todos los asuntos derivados de la toma del control de la Franja de Gaza por parte de Hamás en 2007 serán abordados durante este encuentro, tal y como ha recogido la agencia palestina de noticias Maan.

A pesar de que Hamás ha aceptado ceder sus responsabilidades administrativas al Gobierno de unidad --formado hace tres años-- su brazo armado, las Brigadas Izzeldin al Qassam, continúa siendo una fuerza dominante en la Franja.

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, declaró el lunes en la cadena de televisión egipcia CBC que sólo puede haber "un Estado, un régimen, una ley y un brazo armado" en la Franja de Gaza, haciendo referencia a su postura de que la seguridad en el enclave debería estar bajo el mando de la Autoridad Palestina.

En un intento de presionar a Hamás para que cediera su control sobre Gaza, Abbas paralizó los subsidios de electricidad al enclave en junio, una medida que ha provocado grandes cortes eléctricos en la Franja durante todo el verano. El presidente palestino también retuvo los salarios de casi todos los funcionarios del enclave.

"Todo tiene que estar en manos de la Autoridad Palestina, que debe ser la que controle los cruces fronterizos", aseguró Abbas. Tanto Israel como Egipto mantienen un bloqueo parcial sobre Gaza, alegando que es por motivos de seguridad.

Según varios acuerdos previos, más de 3.000 miembros de las fuerzas de seguridad de Al Fatá deberían haber sido integrados de manera gradual en la Policía de Gaza, controlada por el Ministerio del Interior que lidera Hamdalá. El brazo armado de Hamás, de acuerdo con los expertos, cuenta con cerca de 25.000 hombres.

El primer ministro palestino, Rami Hamdalá, anunció el lunes la creación de varios comités para gestionar los asuntos principales relacionados con el traspaso de poderes por parte de Hamás, incluida la administración de los puestos fronterizos y la situación de los empleados de la Autoridad Palestina en Gaza.

Las facciones tienen aún que acordar una fecha para la celebración de elecciones presidenciales y parlamentarias, así como lograr un pacto sobre la situación de los entre 40.000 y 50.000 funcionarios contratados por Hamás desde 2007.

Cisjordania y la Franja de Gaza están separadas administrativamente desde 2007 debido a los enfrentamientos registrados tras la victoria de Hamás en los comicios celebrados en 2006. Desde entonces, la formación islamista controla la Franja, mientras que Al Fatá controla Cisjordania.

Fuente: Agencia Europa Press