2017 · 01 · 04 • Fuente: Zena Tahhan, Al Jazeera / Traducción: Palestinalibre.org

2016 el año más 'mortífero' para los niños de Cisjordania en una década

Las fuerzas israelíes asesinaron a 32 niños palestinos en Cisjordania y Jerusalén Este durante el año 2016, el número más alto en 10 años.

Muchos de los asesinatos tuvieron lugar durante las incursiones militares, enfrentamientos con soldados o durante las protestas [Getty Images]

Las fuerzas israelíes han asesinado a más niños palestinos en los territorios ocupados de Cisjordania y Jerusalén en 2016 que en cualquier otro año durante la última década, ha dicho el grupo de derechos humanos, Defensa de los Niños Internacional (DCI).

La organización en los territorios palestinos ocupados registró la muerte de 32 niños palestinos (menores de 18 años), por lo que el 2016  es "el año más mortífero de los últimos 10 años" para ellos, indicó el grupo en un reciente informe.

Muchas de esas muertes ocurrieron durante incursiones militares israelíes en las ciudades palestinas en la Cisjordania ocupada, enfrentamientos con el ejército israelí durante protestas no violentas.

"Los soldados israelíes emplean una política de tirar a matar. Tienen luz verde para matar a palestinos, y el hecho de que pueden hacerlo con impunidad y sin consecuencias construye la base para que este tipo de disparos tengan lugar", explico a Al Jazeera, Ayed Abu Eqtaish, Directora del Programa de Rendición de Cuentas del DCI - Palestina.

Desde octubre del 2015, soldados y colonos israelíes han sido responsables de la muerte de al menos 244 palestinos, entre manifestantes desarmados, observadores y presuntos atacantes en lo que se ha denominado la "Intifada de Jerusalén" o levantamiento de Jerusalén.

Treinta y seis israelíes también han fallecido en incidentes punzantes y disparos efectuados por palestinos.

"Debido a la situación política, especialmente el levantamiento de Jerusalén desde octubre de 2015, los números han subido por la tensión y el aumento de los enfrentamientos entre el ejército israelí y los palestinos", indicó Abu Eqtaish.

De los 32 menores, 19 se encontraban entre los 16 y 17 años, mientras que 13 tenían entre los 13 y 15 años de edad, de acuerdo con la  DCI-Palestina.

En 2015, el número total de civiles bajo la edad de 18 años muertos en la ocupada Cisjordania y Jerusalén Este se situó en 28. En 2014, 13 niños palestinos murieron, mientras que cuatro fueron asesinados en 2013.

"Es muy raro que se abran investigaciones sobre los asesinatos. Sólo ha habido un incidente en 2014, el de Nadim Nuwara, en el que un soldado fue acusado", dijo Abu Eqtaish.

El 15 de mayo de 2014, imágenes de vídeo mostraron a las fuerzas israelíes disparando munición real contra dos niños palestinos desarmados, Nadim Nuwara de 17 años y Mahmoud Abu Thaher de 16 años, quienes participaban en una protesta frente a la prisión israelí de Ofer, matándolos.

El israelí fue acusado de homicidio involuntario, pero sus abogados indicaron recientemente a la prensa israelí, que los cargos pueden ser descartados.

Faris al-Bayed  de quince años, del campo de refugiados de Jalazone al norte de Ramallah en Cisjordania fue otra víctima de la agresión del ejército israelí. Al-Bayed murió el 15 de octubre del año pasado, cuando soldados israelíes dispararon una bala de metal recubierto de goma en su cabeza, la que finalmente lo mató.

El reglamento para el uso de balas de metal recubiertas de goma, también conocidos como "balas de goma", estipula que los proyectiles están diseñados para dispersar multitudes, deben ser disparados desde un mínimo de 40 metros hacia la parte inferior del cuerpo, y no a los niños.

Al-Bayed estaba asistiendo a una marcha cerca del campamento en conmemoración al fallecimiento de Ahmad Sharaka de 14 años, también por un disparo israelí. Él permaneció en cuidados intensivos durante 67 días en coma antes de morir.

"No se puede imaginar el dolor que su madre experimentó", dijo a Al Jazeera el tío de Al-Bayed, Abu Mohammad.

Abu Mohammad cree que las nuevas generaciones ahora están más conscientes que sus padres, y por lo tanto están siendo cada vez más blanco de las fuerzas israelíes.

"Hay asesinatos, allanamientos y detenciones todos los días. Nunca solía ser así. Con la llegada de Internet y una mayor conciencia, los niños son cada vez más nacionalista y están conscientes de lo que está sucediendo", indicó Abu Mohammad.

El activista residente de Cisjordania, Hazem Abu Helal, dice que los asesinatos son "parte de la política de Israel".

"Esta es la cultura racista del estado que le dice al ejército israelí que está bien matar a los palestinos porque están deshaciéndose de 'terroristas' ya se trate de un hombre, mujer o niño", dijo a Al Jazeera Abu Helal desde su casa Ramallah.

Según una encuesta realizada por el Israel Democracy Institute en agosto, alrededor del 47% de los judíos israelíes dijeron que apoyaban la matanza de palestinos que llevan a cabo un ataque contra los israelíes, incluso si él o ella eran capturados, y ya no constituye una amenaza.

Un grupo de ONG de derechos humanos, incluida Amnistía Internacional comprobó que en al menos 150 de los casos desde octubre de 2015, las fuerzas israelíes "asesinaron a palestinos después de que ya no constituían una amenaza, mataron a palestinos que no parecían en absoluto estar llevando a cabo un ataque, o utilizaron la fuerza letal para someter a los atacantes cuando la fuerza no letal no era suficiente".

Organizaciones de derechos humanos han condenado reiteradamente este tipo de asesinatos, que describen como un "uso excesivo de la fuerza", según el cual las fuerzas israelíes violan el derecho internacional de los derechos humanos.

"Sabemos que, incluso conseguimos que un soldado llegue a la corte, nada le pasará a él. ¿Cuál es el punto? Ha habido miles de palestinos muertos en los últimos años, y ningún soldado ha sido castigado", dijo Abu Mohammad.

Fuente: 2016 'deadliest year' for West Bank children in decade

Copyleft: Toda reproducción de este artículo debe contar con el enlace al original inglés y a la traducción de Palestinalibre.org

Fuente: Zena Tahhan, Al Jazeera / Traducción: Palestinalibre.org