2016 · 12 · 15 • Fuente: Asa Winstanley, Middle East Monitor / Traducción: Palestinalibre.org

BDS ha logrado importantes avances durante el 2016

A medida que el BNC lograba una gran irrupción con el BDS durante el año 2016, también será recordado como el año "en que Israel libró una guerra global total contra el movimiento BDS dirigido por palestinos".

Manifestantes sostienen una bandera "Boicot a los productos israelíes" durante una manifestación a favor del BDS

El Comité Nacional Palestino (BNC) dirige y coordina el Movimiento Boicot, Desinversión y Sanciones. Ha sido el año más importante para el BDS, pero también ha sido un gran año para la opresión anti-BDS.

A medida que el BNC lograba una gran irrupción con el BDS durante el año 2016, también será recordado como el año "en que Israel libró una guerra global total contra el movimiento BDS dirigido por palestinos".

Esto ha llegado tan lejos como detenciones y prohibiciones de viaje contra prominentes líderes palestinos del BDS. El estado de Israel este año también aumentó su represión contra los activistas palestinos del BDS, amenazándolos con eliminaciones "dirigidas" a civiles.

Incluso ha habido movimientos en EE.UU. y Gran Bretaña que lograron la prohibición a la crítica del sionismo, y la acción ejecutiva hacia la supresión del BDS (aunque la afirmación titular de una "prohibición" británica al BDS resultó no ser cierta).

El Primer Ministro, Theresa May, incluso denunció al movimiento esta semana durante la cena anual de los Conservadores Amigos de Israel, afirmando que "se oponía al movimiento Boicot, Desinversión y Sanciones, calificándolo como “inaceptable”, afirmando que su gobierno y partido no interactuará con aquellos que se unen a este movimiento".

Sin embargo, nada de esto ha detenido al movimiento BDS, ganando un terreno impresionante. De hecho, la opresión pareciera acrecentar la determinación de los defensores a solicitar el boicot a Israel hasta que se vea obligado a poner fin a la ocupación de Palestina, otorgar los mismos derechos y permitir a los refugiados palestinos regresar.

La victoria más importante fue probablemente la retirada de G4S, que finalmente anunció este mes que está terminando la mayoría de sus negocios con Israel. La mayor firma de seguridad privada del mundo, G4S había participado en las cárceles israelíes y asentamientos ilegales en Cisjordania. La victoria llegó después de años de activismo y campañas locales de todo el mundo contra la multinacional. "Vamos a continuar la campaña hasta que G4S termine toda su implicación en las violaciones de los derechos humanos contra los palestinos", dijo Rafeef Ziadah del BNC.

Mientras tanto, el coordinador del BNC en Europa comparó esta lucha con la que se efectuó contra el apartheid  en Sudáfrica. "La presión del BDS contra el régimen israelí de ocupación, de colonialismo de colonos y apartheid está haciendo que algunas de las multinacionales más poderosas del mundo se den cuenta de que beneficiarse de las violaciones por parte de Israel contra los derechos palestinos no sólo es contrario a la ética y socialmente irresponsable", explicó Riya Hassan, "sino también es francamente nefasto para los negocios".

El último suspiro de G4S fue un buen remate para un año que había comenzado con otra gran victoria del BDS contra CRH, empresa irlandesa de materiales de construcción. La Campaña de Solidaridad Palestina de Irlanda durante una década había exigido que CRH cesara sus actividades en Israel y en los territorios ocupados de Cisjordania. Había participado en el suministro de hormigón para construir el muro del apartheid de Israel en Cisjordania, así como para la construcción de colonias solamente judías, asentamientos israelíes que son ilegales en virtud del derecho internacional.

En enero CRH se deshizo por completo de su operación israelí. Martin O'Quigley presidente de IPSC indicó que era "una victoria importante para los palestinos que viven bajo la ocupación israelí".

La empresa de telecomunicaciones francesa Orange también pareció sentir el impacto del BDS en enero. Después de una gran campaña contra la compañía por BDS en Egipto, la marca Orange Israel ya no existe, después de que la firma pusiera fin a su contrato con Partner Communications de Israel.

El coordinador oficial árabe de la campaña mundial del BNC, Guman Mussa afirmó que la noticia era "un éxito significativo para el movimiento del BDS y demuestra que las empresas y los inversores internacionales están despertando ante el hecho de que están vinculadas al régimen de colonización, ocupación y apartheid de Israel y esto es desfavorable para los negocios… Debemos felicitar y agradecer a todos los activistas y a las organizaciones que han participado en estos inspiradores seis años de campaña internacional".

Orange negó que estuviera actuando en respuesta a los "llamados" de los activistas del BDS, pero parece muy poco probable. No queriendo parecer vulnerable a las campañas de derechos humanos, las corporaciones más a menudo niegan la realidad de las victorias del BDS. El simple hecho es, sin embargo, que la campaña BDS Egipto fue muy significativa; la filial egipcia de Orange tiene 33 millones de clientes.

El crecimiento del BDS en el mundo árabe fue otra tendencia significativa en 2016. Así como es importante la victoria del BDS Egipto en enero, más recientemente el BDS Jordania ha logrado una gran campaña pública contra el acuerdo de gas con Israel. También hubo campañas en Kuwait y Marruecos.

Las luchas intersindicales fueron avanzando, cuando los actos de solidaridad llegaron al movimiento Black Lives Matter de los EE.UU.. Una delegación del movimiento Black Lives Matter informó a Palestina la decisión tomada por esa importante coalición (que contiene 50 organizaciones) para respaldar al movimiento BDS como parte de su plataforma. Por esto, fueron calumniadoscatalogados como "antisemitas", pero parece que el movimiento BLM no perdió el ritmo. El movimiento contraatacó, apelando "a todos los que creen en un mundo en el que todas las personas son libres; Únete a nosotros. Para aquellos que ya no están con la gente negra debido a esta creencia, adiós. No los necesitamos ni los queremos que en nuestro movimiento".

El mayor nuevo objetivo del BDS en 2016 fue Hewlett Packard. Este gigante proporciona tecnología a los checkpoint (puntos de control militar) de Israel en Cisjordania, una parte vital de la infraestructura de ocupación ilegal que provoca un profundo sufrimiento para los palestinos cada día, y a veces, incluso la muerte.

Los activistas informaron que más de 150 manifestaciones se llevaron a cabo en contra HP en una semana de acción entre noviembre y diciembre. La Campaña de Solidaridad con Palestina contabilizó sólo en Gran Bretaña 40 pueblos y ciudades. La campaña ya está mostrando los primeros signos de éxito, con una votación de la iglesia de California la semana pasada a favor de boicotear todos los productos HP.

¿A qué más puede llegar la "guerra" de Israel contra BDS en el año 2017? Sólo vamos a tener que esperar y ver. Una cosa es cierta: el apoyo al BDS está creciendo, y cuanto mayor sea, más eficaz será.

Puedes seguir en Twitter al autor en @AsaWinstanley

Fuente: BDS has made major advances in 2016

Copyleft: Toda reproducción de este artículo debe contar con el enlace al original inglés y a la traducción de Palestinalibre.org

Fuente: Asa Winstanley, Middle East Monitor / Traducción: Palestinalibre.org